sábado, 19 de mayo de 2018

SIN CONSTITUCIÓN, NI PARLAMENT, NI PUEBLO


                        Mal asunto cuando los gobernantes del nivel que sea de un Estado Democrático quedan exentos de lealtad a la Constitución del mismo, al resto de instituciones y normas emanadas de la misma y, en definitiva, al propio pueblo que lo conforma. Es lamentablemente lo que sucede en España….¡y luego, pasa lo que pasa!. En efecto, al igual que hizo en su día Puigdemont su marioneta Torra toma posesión del cargo de President de la Generalitat de Catalunya sin prometer o jurar lealtad y acatamiento a la Constitución Española, ni al Parlament de Catalunya…. y ni siquiera a todo el pueblo catalán, pues sólo considera como tal a los catalanes secesionistas que piensan como él, dejando al margen al resto de catalanes que se sienten lo que realmente son, catalanes y españoles. Torra, simplemente, se somete a su Jefe Puigdemont, a quien considera el President Legítimo, huido de la Justicia y, pasando olímpicamente de normas, procedimientos, competencias y leyes democráticas del Estado, incluida su vertiente contemplada en el Estatut, que son las que le legitiman en su cargo, promete seguir desafiándolo desde el poder que precisamente le confiere el mismo. Y así, sin Rey o Jefe de Estado, sin Gobierno y sin Constitución promete ejercer el cargo “con fidelidad al pueblo de Cataluña representado en el Parlament”, sin entender que en dicho Parlament está representada la pluralidad del pueblo catalán, de todo el pueblo catalán, al margen de las mayorías coyunturales (independentistas o no) que puedan conformarse en cada momento, y que dicho Parlament, como el resto de instituciones del Estado, autonómicas o no, tienen tasadas sus competencias, que no son infinitas, entre las que obviamente no está la de declarar unilateralmente la independencia de Cataluña del Estado Español que, en todo caso, correspondería a todos los españoles. El nuevo President, cuyo pensamiento político aboga por ser “implacables” con los no independentistas, tiene el descaro de pedir una reunión urgente con el Presidente del Gobierno Español para “empezar a dialogar sin condiciones”, como si se tratara de iguales, y Moncloa contesta que, en todo caso, habrá de hacerse en el marco de la ley; es decir, en el marco de una legalidad que, ya ven, Torra no quiere acatar y a la que no quiere ser leal, mientras proyecta conformar un Govern inviable incluyendo a ex consellers presos o fugados de la Justicia, por lo que Rajoy anuncia que tendrá que recurrirlo. Con semejante desmadre lo incomprensible es que las Cortes Generales Españolas, que representan la soberanía nacional de los españoles, incluidos los catalanes, no legislen urgentemente para evitar que tomen posesión gobernantes del rango que sean sin la exigencia de lealtad y obediencia a la Constitución Española y al marco legal que de ésta emana.
            Pero también es incomprensible, y la UE sabrá por qué y lo que se está jugando, que los fugados de la Justicia Española encuentren refugio en determinados países socios y amigos de España en la Unión Europea, como acaba de hacer Bélgica, cuya Fiscalía desestima la entrega a España de los consellers allí fugados por un “defecto de forma” en la tramitación de la Euroorden que, a la vista está (ya lo hizo Alemania con Puigdemont, por otras razones), no sirve para nada. Otra humillación más a España que los prófugos, puestos en libertad, celebran tomando copas como si ya les hubieran absuelto de sus presuntos delitos, cuando la Justicia Belga ni siquiera entra en el fondo de la cuestión y sólo se limita a no tramitar la euroorden de Llarena, haciendo estallar así al Tribunal Supremo ante tan “incomprensible” decisión y acusa a Bélgica de no querer colaborar, mientras una serie de juristas en España reclaman a Rajoy que impida el Govern de Torra, aunque la intención de Rajoy, por el momento, es devolver la autonomía por completo al President que considera que el legítimo president es otro pese a la posición contraria de Ciudadanos. No obstante, los partidos constitucionalistas acuerdan que un nuevo 155 incluya a TV3 (la gran asignatura pendiente en Cataluña) y Rajoy esperará a la comisión de delitos para volver a activar el 155, aún vigente, con mayor contundencia que hasta la fecha. Por su parte Llarena defiende su euroorden y rechaza enviar otra a Bélgica, negando cualquier error en la “actuación jurídica”, mientras Puigdemont esgrimirá los mismos motivos formales para no volver a España y el PSOE propone reformar el delito de rebelión para adaptarlo a la “España del siglo XXI”, en tanto que la Fiscal Alemana, Wiebke Hoffelner, avisa de que será “minuciosa” con Llarena y afirma que revisará a fondo la euroorden, “incluidas las cuestiones formales” y el juez español advierte a Alemania de que no cometa un “error” con Puigdemont tras el “no” a la euroorden de Bélgica. Ya ven, como nos descuidemos, hasta corremos el riesgo de que quienes han cometido presuntos delitos sean quienes no han permitido que prospere el golpe de Estado de los separatistas españoles, e intentan impedir la rebelión, sedición o como quiera llamarse. No en vano comienza una ofensiva de PP, PSOE y Ciudadanos en la UE, dejando claro que “Torra quiere exterminar a los españoles” y equiparándole a líderes ultras como Le Pen o Farage…..pero la UE, ensimismada en su inopia, sigue sin entender el problema que trasciende a Cataluña y a España pues, como sucediera en los años treinta del siglo pasado, es ya un verdadero problemón para toda Europa.
            Y mientras ningún partido español quiere que se adelanten las elecciones y tampoco se prevén reformas debido a la parálisis parlamentaria, que son la clave y las razones del bloqueo político en nuestro país, un asunto doméstico pone en entredicho la ya deteriorada credibilidad política de Podemos, en el que se ha generado un verdadero malestar por la compra de un chalet-mansión por parte de la pareja Pablo Iglesias-Irene Montero, líderes podemitas, en una zona residencial cercana a Madrid por el módico precio de más de 600.000 euros, que obviamente sólo está al alcance de la, según ellos, “casta”, a la que había que eliminar de España. Con este objetivo radical nació Podemos y que ahora su líder decida convivir cotidianamente con la “casta” en su privilegiado territorio, como mínimo es absolutamente incoherente, sobre todo cuando ha sido un furibundo crítico con las lujosas mansiones y carísimas viviendas, como hizo, por ejemplo, con el ex ministro Guindos por comprarse un ático de 600.000 euros. Pero como el demagogo Iglesias tiene respuestas para todo, dice que han comprado su mansión “para vivir y no para especular”…. (atrás queda su pisito VPO en Puente de Vallecas, convertido según él en picadero, donde vivía ilegalmente). Quede bien claro que Iglesias-Montero pueden vivir donde les venga en gana y pueden comprar lo que consideren oportuno si tienen el dinero suficiente o una financiación adecuada; por tanto nada que objetar a la compra de su mansión. Sin embargo toda crítica a su cinismo e incoherencia que invalida su mensaje populista de izquierdas, salvo que ahora considere que tras pasarse a la “casta” con su pertenencia a ella ya no debe ser repudiable al extremo de erradicarla, lo que, en todo caso, supondría cierta dosis de sensatez en su radical pensamiento. No en vano, aunque se intenta amortiguar las críticas internas en Podemos, algunos destacados podemitas como Kichi, el alcalde de Cádiz, se pone al frente de las mismas manifestando que “no vinimos a ser como la casta” (en efecto, venían para liquidarla) y en un ejercicio de coherencia por su parte añade “quiero vivir en mi piso de currante” (por lo visto a Pablo lo de currante no le hace mucha gracia, pero que los currantes apoyen su proyecto, sí). Y mientras Pedro Sánchez insta a los votantes podemitas a “tomar nota”, los nuevos vecinos de la pareja manifiestan: “serán bien recibidos, igual así no habrá más robos ni okupas”. En fin, es lo que hay.
            Por otro lado, cabe destacar que, como estaba previsto, Ángel Garrido ha tomado posesión de su cargo como Presidente de la Comunidad de Madrid con el apoyo de Ciudadanos que, no obstante, le exige que se limite a gestionar el día a día hasta que lleguen las elecciones. Y todo ello en pleno embrollo por los estudios de Pablo Casado, el Vicesecretario del PP, quien niega cualquier trato de favor, por lo que su partido considera que lo que quieren es invalidarlo como candidato electoral y, por tanto, le sostiene como tal a la Alcaldía o a la Comunidad de Madrid, considerando que, pese a la pretendida crisis por su licenciatura, saldrá reforzado. Y es que Alberto Pérez de Vargas, ex director del centro Cardenal Cisneros, tras manifestar que “Aguirre llamaba para que Casado acabara la carrera”, provocando que la Universidad Complutense pidiera al Centro el expediente del vicesecretario “popular” para actuar ante “la más mínima irregularidad”, se ha desdicho públicamente de sus acusaciones, lo que, de momento, tiene apariencia de un malogrado bulo para perjudicar su próxima candidatura. En fin, ya veremos en que queda el asunto.
            En cuanto se refiere a otros asuntos cabe citar que Interior se interesa por la situación de presos de ETA y pregunta sobre la posibilidad de reinserción de 40 miembros de la banda repartidos en varias cárceles; que Carmena retrasa la colocación de placas en apoyo a las víctimas de ETA, mientras requisan bienes y cuentas a más de 50 etarras para indemnizarlas; que Ronaldo ofrece 14 millones a Hacienda y reconocer los delitos fiscales; que un grupo de académicos pide boicotear las mesas redondas sin presencia femenina y exige paridad en todos los ámbitos; que Algeciras planta cara al narcotráfico y miles de personas se manifiestan para reclamar más seguridad ane la creciente violencia vinculada al tráfico de drogas, con clanes cada vez más profesionalizados; que los fondos de inversión disparan el precio de la vivienda; que el Pacto de Toledo liberará 4.000 millones de las políticas de empleo para pagar las pensiones, un verdadero alivio para la Seguridad Social; que España desbloquea el AVE a La Meca y arranca 210 millones más a Arabia Saudí; y que las exportaciones españolas empiezan a sufrir el Brexit y las ventas a Reino Unido caen un 6%.
            Y del exterior, mientras el petróleo sobrepasa los 80 dólares por primera vez en cuatro años, pues Irán y las tensiones geopolíticas impulsan el precio del crudo, cabe citar que el ébola llega a una gran ciudad en El Congo y desata un temor a que se extienda como la anterior vez; que los obispos de Chile renuncian por los casos de pederastia; que el Presidente del Consejo de Europa, Tusk, pide unidad para responder a las afrentas de Washington y dice que “con amigos como Trump no hacen falta enemigos”; que Aleksandar Vucic, Presidente de Serbia, asegura que “aún hay mucho odio, necesitamos superarlo”; que en Texas un nuevo tiroteo en un instituto deja diez muertos; que la campaña electoral en Venezuela se cierra con un motín de presos políticos en la sede de la Policía secreta, la mazmorra de Maduro, y voces opositoras alertan de que puede provocarse un baño de sangre; que un avión de pasajeros, con 110 personas a bordo, se estrella nada más de despegar de La Habana, quedando sólo tres supervivientes muy graves; y que Italia asusta al mercado, provocando la mayor caída del Ibex en dos meses y un incremento sustancial de la prima de riesgo, con un borrador del nuevo gobierno antieuropeo y pro Putin previendo salir del euro, alarmando a Bruselas ante la posibilidad de un “Italexit”, con un gobierno populista de extrema izquierda y extrema derecha (los polos se juntan) cuya hoja de ruta plantea, entre otras cosas, renegociar los tratados de la UE, aumentar la deuda, expulsar 500.000 inmigrantes, guarderías gratis sólo para nacionales, una renta básica de 780 euros mensuales y gastos extra de 100.000 millones anuales…..un clarísimo desafío para la estabilidad europea y una seria amenaza para la economía…..en fin, como para no preocuparse.
            Por lo que respecta al futbol, mientras Luis Rubiales es elegido nuevo presidente de la Federación Española, el Atlético de Madrid de Simeone vuelve a ser grande en Europa tras arrollar, 0-3, al Olimpyque de Marsella en Lyon en la final de la Europa League y hacerse con su tercera Copa con dos goles de Griezmann y uno de Gabi.
Jorge Cremades Sena