martes, 20 de septiembre de 2016

RAZONES Y SINRAZONES



                        Es obvio que el largo periodo de ingobernabilidad o gobernabilidad en funciones, obviamente limitada y carente de iniciativas políticas, perjudica a España en todos los sentidos, lo que debiera provocar al menos que quienes protagonizan el nefasto bloqueo de investidura dieran razones más que convincentes a los ciudadanos para que al menos entendiéramos su incomprensible postura política, pues hasta la fecha sólo dan argumentos falaces, meras sinrazones, para intentar justificar lo injustificable. Dice De Guindos que “la falta de Gobierno ya pasa factura a la Economía” pues “empieza a haber signos de desaceleración y España, obligada a prorrogar el presupuesto, incumplirá el déficit en 2017, por lo que podría ser sancionada” (¡lo que nos faltaba!), remata Junker afirmando que “si España falla no dudaremos en suspender los fondos” y Hacienda avisa a las CCAA de que sin techo de gasto no tendrán presupuestos, mientras que Feijoo, dando la cara, reconoce que al PP le “costó tres millones de votos por actuar tarde” en tanto que todas las encuestas le dan la victoria en Galicia y revalidan su mandato por mayoría absoluta, única forma por lo visto de que un partido, en este caso el PP, ganador en las tres últimas elecciones generales, pueda conseguir la gobernanza. A esta estrategia de bloqueo, según un sondeo de SigmaDos, se suma la mayoría de los votantes del PNV que prefieren que no se respalde la investidura de Rajoy ni se apoye al PP, al igual que hace el PSOE, Unidos Podemos y el resto de partidos secesionistas que completan el panorama político español, salvándose sólo Ciudadanos que, saliendo de su inicial intransigencia y haciendo gala de su responsabilidad, demuestra su capacidad de diálogo con los partidos constitucionalista y obviamente sólo pone vetos a los partidos radicales, antisistema o independentistas por razones obvias… Pero los españoles han querido que esto no sea suficiente y que el PP necesite, además de Ciudadanos, la colaboración del PSOE, pues aunque rectificara el PNV (que todavía no se ha echado al monte), faltaría un escaño para garantizar la investidura. Y mientras América mira perpleja la absurda parálisis de España, percibiendo los políticos, escritores e intelectuales el fin del bipartidismo como un paso atrás, el PP y el PSOE, imprescindibles ambos para garantizar la gobernabilidad, se esconden tras UPN para que no votemos por tercera vez el Día de Navidad y deciden no presentar una proposición conjunta sumándose a la iniciativa del partido navarro para que los comicios se adelanten al 18-D y que la campaña dure sólo una semana.
            Y mientras esta plaga de sinrazones consolida este sombrío panorama político (por ejemplo, poner como argumento que no gobierne el vencedor electoral porque los votantes de un partido lo que quieren es que gobierne dicho partido y no otro, es una estupidez supina que extendida a todos los partidos invalidaría cualquier gobernabilidad salvo que un partido se alce con la mayoría absoluta; y así otra serie de argumentos como pretextar casos de corrupción con tus filas llenas de corrupción, etc etc), vienen los nacionalismos radicales y los independentismos a poner la guinda. Mientras Urkullu, en un ejercicio de moderación calculada, defiende para Euskadi una soberanía compartida y dice que “la independencia en el siglo XXI es hablar de imágenes del pasado”, sus colegas catalanes vuelven a dar la nota con motivo de la comparecencia de Francesc Homs en el Tribunal Supremo para responder sobre el ilegal y desautorizado referéndum del 9-N y desafiando a tan Alto Tribunal sostiene que “volveríamos a hacer el 9-N” mientras comparece arropado por una comitiva de unas 50 personas, encabezadas por Artur Mas (esta vez Puigdemont ha tenido la mínima decencia de no protagonizar el esperpento, a diferencia de lo que hizo en las manifestaciones independentistas de la Diada) y altos cargos de la extinguida CDC, hoy convertida en PDC (al fin y al cabo los mismos perros con distintos collares). Homs, nada menos que portavoz convergente en el Congreso de los Diputados, convierte su defensa en un insolente ataque a los poderes del Estado, que precisamente le legitiman para que desempeñe los cargos que ostenta y ha ostentado, y amenaza con “no acatar” una posible sentencia desfavorable que cree “ya escrita” por jueces “gregarios” al dictado del Gobierno y la Fiscalía, que considera “su brazo armado”. En efecto, llevando su desacato reiterado a las mismas puertas del Supremo (ya dijo Mas en su día que el independentismo está por encima de constituciones y leyes), hace un desafío total a la Justicia (base de cualquier Estado de Derecho) y, negándose a contestar a la Fiscalía, se atreve a acusarla de ser el “brazo armado del PP” y sostiene, insultando a los magistrados, que “la sentencia está hecha antes de empezar” y que “será condenatoria”, lo que, mirado con cierta benevolencia hacia el sujeto, podría entenderse como una clara prueba de que es consciente de la gravedad de los hechos delictivos que se le imputan, aunque obviamente lo haga para descalificar a los jueces y a las instituciones, seguramente influido por su pensamiento totalitario en el que, obviamente, éstos actuarían al dictado del dictador, concluyendo que no acatará el fallo de un “juicio político”, acusando a Fiscalía de ser “el brazo armado del PP” y avisando de que el “procés” independentista continuará. Situaciones imaginarias totalmente acordes con un estado totalitario en el que seguramente está pensando.
            En cuanto a otros asuntos cabe citar que la policía teme que el IS use Libia para “atacar Al Andalus”, pues informes policiales consideran un “peligro potencial” la situación del país norteafricano, mientras el acoso a los yihadistas provoca que el 30% de los terroristas europeos en Siria regresen a sus países; y que Álvarez, el líder de UGT, se destapa con las siguientes perlas: “quiero que se afilien trabajadores del PP al sindicato” (¿en qué se diferencian de los trabajadores de otros partidos?), “quizá no sepa nunca qué pasó con los fondos de formación, UGT es muy grande” (¿será por eso que cada vez se está quedando más pequeña y menos influyente y atractiva para los trabajadores?) y “no soy independentista aunque sí estoy a favor del derecho a decidir” (un derecho inexistente en todos los Estados del mundo prácticamente, creado para acabar con el colonialismo y residual hoy, según la ONU, para tres supuestos que no se dan en España…. ¿no sería más adecuado que el líder sindicalista estuviera a favor de mejorar las condiciones laborales de los trabajadores y no de estas aventuras relacionadas con el independentismo?. En fin, mejor lo dejamos así. Pero lo que tiene a la opinión pública sobrecogida es el asesinato de un matrimonio y sus dos hijos de uno y cuatro años en un pueblo de Guadalajara, cuyos cadáveres han sido descubiertos descuartizados en un chalet donde llevaban muertos varias semanas; todo apunta a un ajuste de cuentas contra esta familia brasileña que, al parecer, habría huido de su país para instalarse en España, aunque todo queda pendiente de ser esclarecido por los investigadores del trágico suceso.
            Y en el exterior cabe citar que una serie de actos violentos se desatan en Nueva York en plena celebración de la Cumbre de la ONU sobre la inmigración, mientras, con motivo de la misma, decenas de mandatarios internacionales, entre ellos el Rey Felipe VI, están en dicha ciudad; en efecto, mientras una bomba causa una treintena de heridos, y otras son descubiertas antes de explosionar, un “soldado del IS” apuñala a nueve personas en Minesota siendo el agresor abatido en un centro comercial; las bombas, cuyo presunto autor de origen afgano ha sido detenido tras un tiroteo, agitan de nuevo el miedo al terrorismo, que irrumpe en la campaña electoral irremediablemente, mientras Obama culpa al IS de esta ola violenta, mientras la crisis entre EEUU y Rusia amenaza la tregua en Siria, pues la muerte de más de 60 soldados sirios en un bombardeo estadounidense dispara las acusaciones entre ambas potencias. Y mientras en la citada cumbre de la ONU el rey Felipe insta a respetar los valores de los países de acogida y destaca la tradición de integración de España, que será “actor relevante” en la recepción de refugiados, en Alemania Merkel sufre una nueva debacle electoral y obtiene su peor resultado en Berlín, con un 17´5 % de los votos, al igual que sucede a los socialdemócratas que, al menos, ganan las elecciones y podrían gobernar el “land” con una coalición de zquierda, mientras los ultras entran finalmente en el parlamento local… Por otro lado el Tribunal de la UE equipara los despidos de los trabajadores fijos y temporales, defendiendo igualarlos en el asunto de las indemnizaciones.
            En cuanto al futbol se refiere en la jornada de Liga del fin de semana el Real Madrid de Zidane iguala el record de 16 victorias del Barça al ganar al Español por 0-2, afianzándose así en el liderato en solitario, pues tanto Barça como Atlético, sus perseguidores, ganaron también sus respectivos encuentros.
Jorge Cremades Sena