martes, 10 de marzo de 2015

TODOS RECIBIMOS LA HERENCIA

                        Entre tanto golfo suelto es evidente que todos los españoles recibimos una nefasta herencia no sólo económica, sino también social y política, que las generaciones futuras van a pagar bien caro. Algo bien distinto a la dichosa herencia que recibieron los hijos de Pujol que, sin aclararse unos con otros, viven a cuerpo de rey sin que ninguno suelte prenda. El último en declarar, Oleguer, no tiene reparo alguno en contradecir a su hermano Oriol, manifestando que “todos recibimos la herencia” en Andorra, cuando Oriol dijo la semana pasada que nunca había tenido fondos en el extranjero; y se queda tan fresco, negando a continuación las informaciones sobre sus cuentas millonarias en paraísos fiscales y diciendo que su padre debió renunciar a su legado, que, a tenor de los resultados, bien pudiera considerarse el legado de la lámpara maravillosa. Aunque, si hablamos de maravillas, la del comisario Villarejo, el del “caso González”, que tiene unos doce negocios millonarios, al participar en sociedades privadas con un capital de más de dieciséis millones de euros, por no citar a Granados, el del “caso Púnica”, que obtenía 900.000 euros por colegio, ya que la trama facilitaba suelo y permisos para abrir centros concertados a cambio de mordidas. Y entretanto, Pedro Sánchez exige a Rajoy que fuerce la dimisión de González, mientras que el secretario de Caja Madrid, que entregó en su día las “tarjetas black” desmiente a 30 consejeros, afirmando que no eran de uso personal, sino de gastos de representación estrictamente vinculados a actividades de la Caja. Y así, suma y sigue el descaro y la sinvergonzonería, que, sumado a la lista negra de Gürtel, EREs falsos, Bárcenas, Brugal, Malaya, Noos, Facturas Falsas, Pokemon, Monedero….. y así sucesivamente en decenas y decenas de casos intolerables, han causado un desorbitado saqueo de fondos públicos con el beneplácito de una ciudadanía que, al margen del color político de unos u otros, no ha tenido reparo alguno en seguir apostando por los partidos responsables de tanta sinvergonzonería.
            Y en cuestiones electorales, mientras en Andalucía prosigue la campaña de las andaluzas, Esperanza Aguirre en Madrid arranca su precampaña señalando que no pisará el Palacio de Cibeles por tratarse de una obra “megalómana” (un buen tirón de orejas a Gallardón) y que pedirá a San Gil, la ex líder del PP vasco, que participe en sus mítines, en tanto que Génova apoya que Cifuentes quiera controlar al PP de Madrid. Por otra parte hay una cierta alerta abertzale ya que los proetarras cambian Bildu por Podemos, con lo que Pablo Iglesias y su formación política transversal se hace con el voto radical, basándose en su apoyo a la autodeterminación del País Vasco y a líderes como Otegi, así como en las alabanzas hechas a ETA en las “herrikotabernas” al “ver desde el inicio” que la Constitución del 78 no es democrática; sin lugar a dudas los tentáculos de Podemos son alargados y llevan la preocupación a todo el espectro político español, desde la extrema derecha a la extrema izquierda o desde el nacionalismo independentista al antinacionalismo, ya que, al parecer, pesca en el río revuelto del desencanto de todas las opciones políticas; para algo mantiene su indefinición ideológica.
            Resta destacar que seis de cada diez descargas culturales en España son piratas (pecatta minuta, siendo importante, si se compara con tanto pirata suelto como los citados anteriormente), y que un juez de Barcelona falla que hay relación laboral entre tres prostitutas y la dueña de un local de alterne, un paso más hacia los contratos para prostitutas a petición de la Seguridad Social.
            En cuanto se refiere al exterior, dos asuntos. El primero, referente a Venezuela, que Obama señala como una “amenaza para la seguridad de EEUU”, por lo que sanciona al régimen venezolano y congela cuentas a siete altos cargos de Maduro, lo que complica más aún las tirantes relaciones entre ambos países, tras la incipiente reanudación de relaciones entre EEUU y Cuba. El segundo, referente a Grecia, ya que, como era de esperar, el Eurogrupo le impone la vuelta de “los hombres de negro”, es decir la troika (tan odiada por Syriza), a Atenas para que vigilen sus reformas… como sucedería con cualquier otro país rescatado; ¿acaso Tsipras no ha solicitado prorrogar el rescate?, ya ven que las falacias electorales, al final, quedan en nada.

                                                Jorge Cremades Sena