miércoles, 3 de agosto de 2016

AGRAVAMIENTO DEL BLOQUEO POLÍTICO



                        De momento, y a la espera de lo que diga definitivamente Rivera, el bloqueo político se agrava tras la reunión entre Rajoy y Sánchez. En efecto, el líder socialista rechaza tajantemente negociar hasta los acuerdos que propuso su Comité Federal, cuya resolución abarcaba un pacto por la recuperación y el empleo, un sistema fiscal justo y la transición energética, un pacto por la Educación, un pacto por la regeneración democrática, un pacto contra la pobreza y en defensa del estado del Bienestar, un pacto contra la violencia de género, la reconstrucción del pacto de Toledo, la reforma de la Constitución y renovar el compromiso con la integración europea….(aunque es cierto que también acordó que con Rajoy ni a la puerta de la esquina). En fin, todo ello puesto encima de la mesa por el Presidente en funciones, entre las 125 medidas de las 200 que en su día pactara Sánchez con Rivera, son rechazadas por el líder del PSOE, que despacha con un enésimo “no” la urgencia que tiene España por tener pronto un Gobierno y niega cualquier intento de negociación a Rajoy, instándole a “que pacte con las derechas” (es decir, PNV y PDC…ya no hay más), cuando éstas han dicho que no apoyarán a Rajoy y que sí apoyarían a Sánchez si se presenta a la investidura, y justificando su bloqueo a la gobernabilidad con que “si las derechas rechazan, ¿por qué la izquierda va a apoyar?”. Ante la cerrazón de Sánchez, con argumentos tan convincentes (que no convencen ni a buena parte de los barones socialistas), Rajoy ha manifestado que “si el PSOE se mantiene en el no, habrá nuevas elecciones”, mientras Moncloa anda preocupada por la situación y ya sostiene que “hay que ir preparándose para ir a la investidura a perder”, lo que desde algunos medios y propagandistas afines, que siguen con el mantra de que Rajoy no mueve un dedo para negociar (cuando acaba de poner encima de la mesa toda una lista de posibles acuerdos y propuestas, que son incomprensiblemente rechazada), incluidos los más fieles seguidores de Sánchez y su cúpula dirigente, tienen el cinismo de calificar dichas manifestaciones como una amenaza por parte de Rajoy, cuando, a la vista está, la repetición de elecciones por tercera vez están cada vez más cerca. Rivera por su parte que sostiene que “Rajoy no puede retorcer la Constitución y decirle que no al Rey”, lo que, una vez aceptada la propuesta, es totalmente lógico, urge al PSOE a dejar la “cerrazón” y sentarse a “negociar”, mientras Rajoy ve en la reunión de hoy con Rivera el último cartucho para evitar las terceras elecciones. Entretanto Convergéncia se queda por primera vez en su Historia sin grupo parlamentario en Madrid tras su último órdago soberanista.
            La buena noticia es que el paro baja en España en 83.993 personas, la mayor caída en julio desde hace veinte años, con lo que la temporada turística eleva la ocupación laboral a niveles de 2010, mientras que uno de los pretextos para no llegar a acuerdos de gobernabilidad es la derogación de la reforma laboral hecha por el PP, que, en todo caso, no se niega a mejorarla con las aportaciones que se hagan. Sólo falta que con tanto ilustre político en España nos empeñemos definitivamente y cambiemos la tendencia de generar varios miles de empleos en los últimos tiempos para volver a la tendencia  anterior en que esos mismos miles de trabajadores pasaban a engrosar el paro y, como los datos son objetivos e innegables, toda la crítica se centra ahora a la temporalidad y a la calidad de los empleos creados. ¿No sería más razonable buscar un consenso para mejorar tanto la calidad como la cantidad de los empleos? Ilusa pretensión por mi parte, pues, visto lo visto, hablar de cosas razonables con nuestros políticos es casi un ejercicio inútil.
            En cuanto a otros asuntos, cabe destacar que la gran banca europea pierde 45.000 millones para aprobar los test de estrés; que Erdogan acusa a Occidente de apoyar el golpe de Estado en Turquía; que Obama dice que Trump no está capacitado para ser Presidente; y que Dilma Rousseff acusa a su sustituto de ser “un traidor y un usurpador” y dice: “la movilización en mi apoyo será más visible gracias a los Juegos”.
Jorge Cremades Sena