viernes, 5 de agosto de 2016

REAPARECE ZAPATERO



                        Aunque no tan claro y contundente como otros ex dirigentes políticos socialistas reaparece el mismísimo Zapatero opinando sobre lo que el PSOE debiera hacer de cara a la investidura de Rajoy, pidiéndole a los socialistas que abran un debate interno sobre la investidura, reclamando a su partido que dialogue sobre la conveniencia de mantener el “no” y advirtiendo contra la celebración de otras elecciones, mientras Ciudadanos está dispuesto a aprobar el techo de gasto con el PP, aunque enfría el optimismo de los populares que, ante la disponibilidad de Rivera a buscar vías de entendimiento, ya quieren vender la liebre antes de cazarla. Lo cierto es que el gesto de responsabilidad de Rivera permite que PP y Ciudadanos vuelvan a citarse con el propósito de negociar, mientras el bloqueo irresponsable de Sánchez le deja fuera de los asuntos de Estado, permaneciendo el líder socialista sin agenda pública mientras Rajoy y Rivera negocian los Presupuestos y Zapatero pide al PSOE ese “diálogo interno” para salir del “no”, sumándose de alguna forma a otros exlíderes socialistas como González, Guerra, Rubalcaba, Leguina, Corcuera…..y a algunos barones actuales que sostienen que no se puede impedir la gobernabilidad sin presentar una alternativa viable. Y, ante ello, el PP, por boca de Pablo Casado, pide a los barones socialistas que se desmarquen de Sánchez, ya que “está muy bien lo que dicen en sus círculos íntimos, pero en el Comité Federal también deben votar a favor de un desbloqueo”, mientras que Patxi López, convertido al “sanchizmo” inmovilista, olvidándose que fue lendakari con el apoyo desinteresado del PP por el interés de España, denuncia un chantaje y las presiones del Ibex. Y es que, según fuentes socialistas, la dirección actual del PSOE respeta la opinión de Zapatero, como la de todos los exdirigentes, y no la cuestiona, pero subraya que el máximo órgano socialista, el Comité Federal, “ya ha opinado” sobre el proceso de investidura, recordando que en su reunión del 9 de julio se reafirmó en la resolución de diciembre para dejar claro que su voto a una investidura de Rajoy o de cualquier otro miembro del PP, será negativo, por lo que rechazan que ahora deba abrirse ese debate interno. Es obvio que la cúpula dirigente actual del PSOE no aprendió nada, absolutamente nada, de las elecciones del 26-J y de momento, de los tres “noes” de Sánchez, admitiendo que los españoles han decidido que pase a la oposición (lo que no contradice facilitar la gobernabilidad), parece que apuesta por ser infiel al no a terceras elecciones, aunque ya se rumorea que, a pesar de haberlo prohibido el Comité Federal (esto sí se puede replantear), el deseo de Sánchez es volverse a enredar en otro frustrado intento de investidura, esta vez con Unidos Podemos y nacionalistas e independentistas que ya andan dispuestos a darle a él un “sí”. Ya saben, para algunos, cuanto peor, mejor.
            Es lógico que ante semejante enrarecida situación Felipe VI diga que “toca adaptarse a lo que vaya ocurriendo” y junto a la Reina y sus hijas sobrelleve un verano “atípico” a la espera de Gobierno en España, lo que le hace “muy complicado” también viajar a Río donde comienzan los Juegos Olímpicos, mientras, con buen criterio, rehúsa hablar de la investidura de Rajoy diciendo que “hoy no hay que entrar en terrenos políticos”.
            En cuanto a otros asuntos, cabe citar que el auditor apunta a Rato como responsable del “caso Bankia”, alegando ante el juez que elaborar las cuentas es un trabajo “exclusivo del administrador”; y que los malditos incendios forestales, tan típicos en España en estas fechas, se han cobrado la primera víctima mortal en el incendio de La Palma que, provocado por una imprudencia (han detenido a un turista alemán por provocarlo al quemar el papel higiénico que acababa de usar), ya arrasa a más de 2.000 hectáreas, provocando el desalojo de más de 2.500 vecinos y la muerte de un forestal que luchaba contra el fuego.
            Y en el exterior, mientras arrancan los primeros Juegos de Sudamérica en Río de Janeiro, marcados por la inestabilidad política en Brasil, el dopaje y el zika, Caracas rompe su propio record con más de 500 muertes violentas en julio. Y en Reino Unido, el Banco de Inglaterra, para paliar el “efecto Brexit”, decide una inyección millonaria, teniendo presente que Inglaterra crecerá un 0´8% en 2017 cuando estaba previsto crecer al 2´3%, con lo que para hacer frente a tan lamentable perspectiva el Banco decide reducir los tipos de interés por primera vez desde el inicio de la crisis e inyectar 200.000 millones adicionales mediante compras de deuda y préstamos a la banca….. consecuencias de los aventurerismos políticos.
Jorge Cremades Sena