miércoles, 9 de julio de 2014

MEDIDAS ANTICORRUPCIÓN Y ANTICRISIS

                        Justo cuando son detenidas trece personas implicadas en el fraude de la formación en Andalucía, Madina, con toda razón, expresa el deseo de que el caso de los ERE en Andalucía se juzgue cuanto antes “caiga quien caiga” ya que “quienes hayan cometido algún delito deben estar en la cárcel”. No está exento de razón el candidato a dirigir el PSOE, aunque su petición no debiera quedar reducida al caso de los ERE, pues todos los casos de presunta corrupción debieran juzgarse con idéntica celeridad. Sólo un amplio consenso de medidas anticorrupción puede poner fin a este mayúsculo escándalo. Por activa y por pasiva estamos hartos de advertir que una justicia tan lenta como la española no es justicia. Y poco hacen nuestros políticos por evitarlo. Por lo visto, su estrategia es otra. Hoy mismo, sin ir más lejos, durante la sesión parlamentaria de control, la portavoz socialista Soraya Rodríguez se ha enzarzado con Rajoy echándole en cara todos los casos de corrupción en vías de investigación que afectan al PP y, como respuesta del presidente, ha recibido la misma moneda pero con los que afectan al PSOE. Y no se les cae la cara de vergüenza. Una actitud inadmisible por parte de ambos. Ayer el Presidente del Tribunal de Cuentas en sede parlamentaria explicaba, sin demasiada crítica de la oposición, que los supuestos casos aireados de nepotismo en su seno son legales, aunque prometió revisar los sistemas de acceso laboral en dicha institución. Si son legales, qué es lo que hay que revisar ¿no se da a entender implícitamente que la actual legalidad permite el enchufismo laboral, al extremo de que un alto porcentaje de trabajadores son familiares de altos cargos?. En fin, el rayo que no cesa de la corrupción y las corruptelas generalizadas, una de las mayores lacras de nuestro país, donde es posible vender un terreno por 4´8 millones de euros, cuando su valor catastral es de 900 euros. Es lo que presuntamente ha hecho la esposa de Jordi Pujol Ferrusola, siendo investigado ahora el asunto por el juez Ruz. Curiosamente los compradores son contratistas de la Generalitat. Ya ven, una simple casualidad.
            Y justo cuando estamos en la antesala de vacaciones parlamentarias la oposición en pleno se opone a las medidas anticrisis que pretende el Gobierno. No quiere decir que la oposición prefiera mantener la crisis, sino que rechaza la pretensión del PP de cambiar 26 leyes por decreto y sin debate parlamentario, criticando la tramitación urgente por unanimidad. ¿No sería en todo caso más razonable valorar la urgencia o no de semejantes modificaciones? Por lo visto, no. Unos y otros, en vez de explicar con pelos y señales las razones de su decisión, se enzarzan en un debate genérico sobre el juicio de intenciones en el trasfondo de la tramitación urgente por parte del Gobierno. Y claro, partidarios y detractores, especulan irresponsablemente. Que si las medidas no pueden esperar el trámite normal de aprobación, que si después de aprobadas se podrán tramitar como proyectos de ley, que si la oposición boicotea las medidas anticrisis del gobierno, que si hay irresponsabilidad de la oposición, que si el PSOE rechaza este decreto ómnibus pese a que Zapatero hizo uno en 2010, que si….bla, bla, bla, para secuestrar a la opinión pública, una vez más, la información precisa que le permita hacer un juicio de valor. ¿Hay razones de peso para tramitar dichas medidas por vía de urgencia sí o no? En la respuesta está la clave de quién tiene razón y, en todo caso, de lo que conviene hacer. Pero, como en el asunto de la corrupción, por lo visto les es más rentable a unos y otros marear la perdiz. Entretanto, los grupos humanitarios andan indignados por la inclusión de la prostitución en el PIB, tal como recomiendan las autoridades europeas.
            En asuntos extranjeros, mientras España y Rusia firman por fin el convenio que desbloquea las adopciones, endureciendo las medidas de acogida, en Israel sigue la violencia, en Francia se aprueba un duro plan de recortes sociales, en Venezuela se pone a la venta “El Universal” y en el Vaticano el Papa pone orden bancario. Son algunas de las noticias más destacadas. En efecto, Israel está listo para invadir Gaza, advirtiendo de una larga operación de castigo, mientras Hamás lanza misiles sobre Tel Aviv; Francia se ve sometida a un duro plan de recortes sociales y ajustes económicos, decididos por el Gobierno socialista y aprobados por el Parlamento, en un claro giro hacia una política de menos gasto público, ya que, como en todos los lugares, circunstancias obligan; Venezuela se queda sin uno de los pocos medios de oposición al chavismo ya que un fondo de capital riesgo español, un “chiringuito” financiero sin actividad, compra “El Universal” con el objetivo primordial de que no se sepa quién es el nuevo dueño del periódico; y en El Vaticano el Papa decide meter mano en el Banco Vaticano clausurando nada menos que 3.000 cuentas sospechosas.
            Y por si alguien tenía sospechas de cierto favoritismo arbitral a la selección brasileña, por aquello de jugarse el Mundial en su terreno, Alemania despejó cualquier duda sin dar opción a comprobarlo. Con un juego magistral derrotó estrepitosamente a Brasil por 1-7, metiéndose de lleno en la final y apeando a los brasileños de la misma con semejante correctivo histórico. La Alemania de Löw aplastó sin miramientos al Brasil de Scolari. Las sonrisas y carcajadas de los brasileños por la derrota rotunda de España frente a Holanda se tornaron en muecas de llanto. Entretanto, Holanda y Argentina intentando disputar la final frente a Alemania.


                                                Jorge Cremades Sena