domingo, 22 de junio de 2014

COTINO BAJO SOSPECHA

                        Desde hace ya demasiado tiempo las aguas bajan turbulentas en la Comunidad Valenciana. Y no son precisamente la de los ríos, sino las aguas políticas que hieden por la corrupción. Se necesitaría más de una página para hacer un listado sólo de los políticos ya condenados o imputados por diversos casos de corrupción y, desde luego, más de una si añadimos a quienes están bajo sospecha a causa de algún que otro indicio. El último sospechoso es nada menos que Juan Cotino, el Presidente de las Cortes Valencianas, que es puesto contra las cuerdas por una grabación de la UDEF (es decir, la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal, por si alguien no lo sabe, como le sucede a Jordi Pujol, el ex president catalá), pues, al parecer, un sobrino de Cotino le aclara a un constructor que su tío “movería los convenios con Camps”. Como es lógico, inmediatamente el PSPV pide su cese, pues “las Cortes no pueden permitirse más tiempo tener un presidente bajo sospecha”. Lleva toda la razón, así debiera ser. No obstante, a no ser que haya algo más sustancioso, me temo que con esto de las conversaciones indiciarias de posibles delitos no vamos a ningún sitio pues, después de la absolución de Pepe Blanco, este tipo de posibles pruebas como que en España casi no cuenta. Aquello de que “la mujer del César no sólo ha de ser honrada, sino parecerlo” no cabe en España, pues, si ni siquiera se exige ser honrado… ¡cómo se va a exigir parecerlo! Eso sí, muy bien tirar del hilo, para llegar al ovillo. Y, repito una vez más, si puede ser en todos los lugares, en todos los casos y sobre todos los sospechosos, al margen de sus circunstancias políticas, sociales o económicas, tanto mejor.
            Entretanto Rajoy, satisfecho de la reforma fiscal presentada por Montoro, dice tajante que “ahora ya podemos cumplir lo que dijimos a los españoles”, anunciando más empleo y menos retenciones a los autónomos, cuya rebaja será “inmediata”. Muy bien, si así es; a mí no me duelen prendas reconocerlo. Pero como además pide al PP que haga de la rebaja fiscal su baza electoral, me permito sugerirle que no se quede en eso y, aunque sea de paso, que incluya de forma decidida una lucha sin cuartel contra el fraude fiscal y contra la corrupción en general.  
            Por su parte Madina, quien, según una encuesta, dobla a sus rivales en la lucha por liderar el PSOE con un 35´5% de apoyos frente al 16´6% de Sánchez, dice que “el PSOE perdió el pulso en la forma de enfocar la realidad”. Yo añadiría que en la forma y en el fondo, pero en fin, él sabrá. No es cuestión sólo de formas, aunque también, ya que la gente necesita saber qué alternativa viable tiene el PSOE a las políticas del PP y, obviamente, a las de los grupos y grupúsculos que se mueven a su izquierda. ¡Ah! Y lamentar que no se diera cuenta de esta pérdida de “pulso” del PSOE mientras formaba parte de la pomada dirigente, aunque siempre vale aquello de “más vale tarde que nunca”. También me temo que, a diferencia de lo que se ha especulado, los socialistas no van a tener la valentía de apostar por una verdadera esperanza nueva, realmente renovadora que para muchos, entre ellos yo, que ya lo he dejado escrito, representaría Pedro Sánchez. Si lamentablemente ya acerté en aquel artículo titulado “Por qué ni Rubalcaba, ni Chacón”, espero fallar ahora en mis apreciaciones…. Habrá que resignarse a que, al final, los tentáculos de los aparatos políticos son alargados. ¡Qué se va a hacer!  
            Y hablando de encuestas, ésta a los españoles y no sólo a los votantes socialistas, parece que una mayoría quiere que el Rey aliente el diálogo político y que el 60% se siente seguro con Felipe VI. Si una de las escasas competencias reales es la de mediación para la concordia no está nada mal que la mayoría de españoles lo respalde, aunque en algunos asuntos sea un objetivo casi imposible pues para alentar el diálogo con lo primero que hay que contar es con personajes que realmente quieran hacerlo y, además, sin salirse de las reglas de juego establecidas. En todo caso el inicio del reinado de Felipe VI, estrenándose con una recepción a las víctimas del terrorismo (a todas, sin distinción) es alentador, ya que la “fortaleza moral” para quienes han sufrido por defender nuestras libertades, no sólo es buena, sino imprescindible, frente a quienes hasta en este tipo de cosas sólo buscan ventaja política. De entrada, un gran acierto del nuevo Rey. Buen comienzo pues.
            Y fuera de aquí, mientras Google y Facebook desembarcan en el negocio bancario, en tanto que China se dedica a comprar medio mundo a precio de saldo, Egipto es implacable con el régimen anterior al que no perdona, castigando con penas de muerte a buena parte de sus miembros. Y, por su parte, los yihadistas dan un paso más hacia el Califato en Siria e Irak, haciéndose cada vez más con tierras fronterizas.
            Finalizo con Brasil-2014 donde Messi y Klose salvan a dos gigantes en apuros, Argentina vence a Irán, 1-0, en el descuento, mientras Alemania consigue empatar con Ghana, 2-2. Por su parte Xavi Hernández deja la selección y el Barcelona.


                                                Jorge Cremades Sena