jueves, 15 de enero de 2015

VIAJE A NINGUNA PARTE

                        En plena convulsión mediática y política por los atentados en París, quién, sino Artur Mas, iba a pedir paso para ocupar el más destacado lugar en las portadas de los principales medios españoles. En efecto, después de varios meses de marear la perdiz sobre lista única con ERC, sobre la necesidad de un plebiscito con él a la cabeza, al final cede ante Oriol Junqueras y, tal como le exigía, adelanta las elecciones catalanas (no plebiscitarias, sino normales) al 27 de septiembre, fecha más que calculada ya que la campaña (la oficial, ya que en campaña y sin hacer nada de nada lleva toda la legislatura) se iniciará precisamente con la Diada de 2015. Su habilidad manipuladora en esta ocasión sólo le ha servido para ganar unos meses (ERC se las exigía para marzo) en su inevitable y agónica caída en picado, tras una lucha despiadada por el poder (lo único que le importa) en la que no han faltado incluso intentos de imposiciones hasta de quienes deberían formar parte de las candidaturas en los diferentes partidos soberanistas, con tal de aprovechar en interés personal los movimientos sociales independentistas. Por tanto, CiU y ERC, los artífices de la ruina de Cataluña, acudirán a estos comicios adelantados (los terceros en cinco años, descontando la mascarada de la farsa del referéndum ilegal por la que Mas está imputado judicialmente) con listas separadas, aunque con una “hoja de ruta compartida”, el independentismo, como brújula común para recorrer el itinerario de este viaje a ninguna parte en que ha metido a los catalanes, arrastrando así a Cataluña a otro fracaso monumental con el único objetivo de tapar su incapacidad como gobernante y arriesgando incluso romper con Unió (aunque, visto lo visto, nada de nada al respecto) al desoír su demanda, como es normal, de agotar la legislatura. Incluso abre la puerta a que ERC entre en el Govern, no para solucionar los problemas que, como el resto de españoles, tienen los catalanes, sino para preparar “estructuras de Estado”, siempre en el límite, cuando no rebasando, la legalidad. Y siempre en el despilfarro en políticas identitarias (ya vendrá el papá Estado a sacar las castañas del fuego) en detrimento de las políticas sociales y económicas que se requieren para salir definitivamente de la crisis.
Lamentablemente, y no por despilfarros independentistas, no sólo en Cataluña se actúa en detrimento de políticas que favorezcan la salida de la crisis, entre ellas, como la más urgente, la política de empleo. Inexplicablemente, en Andalucía no justifican ni la cuarta parte de los fondos recibidos para crear empleo, según se deprende de la liquidación del reparto de 2013, cuando es la única región en que creció el paro juvenil, dándose la paradoja de que no percibirá el 70% del dinero por falta de ejecución.
            Y regresando al asunto que más preocupa en estos días a la comunidad internacional, especialmente a la comunidad europea, en Francia, mientras “Charlie Hebdo” resucita y, entre las críticas musulmanas, agota su extraordinaria tirada, lo que supone un triunfo de la libertad de expresión, se refuerzan las operaciones militares contra la yihad, que no contra el Islam, en tanto que Al Qaeda, desde su franquicia en Yemen, reconoce y se jacta de la masacre en París y recuerda el 11-M. Por su parte en España, el Ministerio de Defensa alerta a los militares del peligro de “lobos solitarios”, ordenando al personal de las FFAA en una circular que extreme las “medidas de autoprotección” ante la más que evidente amenaza yihadista, mientras los dibujantes españoles, con el lápiz como arma y el folio como escudo, se fotografían y comparecen públicamente en apoyo del semanario satírico francés. Entretanto un fiscal acusa a Cristina Fernández, la Presidenta de Argentina, de encubrir a Teherán en un atentado por motivos políticos, afirmando que en 2013 negoció “un acuerdo de impunidad” a cambio de restablecer relaciones comerciales que ayudaran a superar la galopante crisis argentina. Y la guinda, en asuntos terroristas, la pone la hermana de “Santi Potros”, que, obviamente, ya no está en Lasarte, afirmando que ella, con la que vivía, no sabe dónde está, con lo que el nuevo ingreso en prisión, tras la revocación de la decisión de la Audiencia por el Supremo, que, en todo caso no será inmediato a pesar del riesgo de fuga, se antoja tarea nada fácil.
            Por lo que respecta a otros asuntos europeos, mientras, a instancia de su colega Samaras, Rajoy se implica en la campaña de Grecia y la vincula a España, la Justicia europea avala la compra de deuda por el BCE, en tanto que la Comisión Europea tumba el impuesto de las comunidades a las grandes superficies comerciales por considerarlo discriminatorio.
Ya en España, destacar asimismo, que ha sido admitida una demanda de paternidad contra Juan Carlos I, por lo que el Supremo investigará si tuvo una hija con una mujer belga; que el constructor Enrique Ortíz pagó una casa a la hija del ex alcalde de Alicante Luís Díaz Alperi, según se desprende de un informe de la Udef remitido al juzgado que investiga el “caso Brugal”; y que José de la Mata, hombre de confianza del ex ministro socialista Caamaño, será quien sustituya al juez Ruz en la Audiencia, heredando por tanto, los casos “Gürtel”, “Bárcenas” y “Pujol”, con lo que se levantan las alarmas en algunos sectores del PP que lo considerarían poco imparcial y susceptible de recusación.
Para finalizar, un asunto que a muchos debiera hacer reflexionar. Teresa Romero, la enfermera contagiada de ébola, admite ahora, ante la demanda interpuesta por la médico que la atendió en el centro de salud, que no la informó sobre su contacto con el virus y que no tenía suficiente fiebre como para activar los protocolos, con lo que el diagnóstico de gripe, tal como sucedió, era lo más acertado en principio. Teresa Romero, al margen de la inoportunidad y las formas utilizadas por el Consejero de Madrid, cesado de su cargo, mintió por tanto, tal como él dijo, al afirmar que sí le había dicho a la doctora que había tenido contacto con el ébola y que ella no lo tuvo en cuenta. ¡Qué interés iba a tener la doctora diagnosticándole gripe! Simplemente, como se ha demostrado, aunque sólo fuera para evitarse problemas posteriores, cualquier persona sensata pensaría que, sabiendo el asunto del ébola, cualquier doctor tomaría las precauciones pertinentes. Sin embargo, quienes se empeñaron en fomentar públicamente la imagen de una Sanidad catastrófica en España, ¡vaya usted a saber con qué intereses!, decidieron dar crédito a la enferma, denigrando gravemente la profesionalidad de dicha doctora, a la que ahora debieran pedir perdón públicamente. En fin, se hizo el daño que se pretendía y ahora aquí paz y allá gloria. Es la forma de proceder de los demagogos irresponsables. Entretanto, Jesús Prieto, premio Nacional de Investigación, dice sobre otro asunto sanitario más que peliagudo, la hepatitis C, que “la curación se contempla a corto plazo”. ¡Ojala que lleve razón! A pesar de los problemas, de las dificultades, de la crisis y todo tipo de asuntos que se quiera, cuesta creer, como algunos pretenden hacer ver, que este Gobierno, como cualquier otro, se dedica, casi de forma placentera, a dejar morir a la gente por mero capricho o como mera consecuencia de las perversas condiciones congénitas de sus miembros.

                                   Jorge Cremades Sena